Propiedades de la Manzanilla

flores frescas de manzanillaEl nombre manzanilla o camomila, es la traducción del griego chamaimelon, que significa manzana de tierra o enana (de aquí el uso de su nombre en diminutivo) y que Plínio asoció al aroma a manzana que sus flores despiden. Veamos la ficha técnica de esta infaltable planta en nuestro botiquín de fitoterapia.

Descripción botánica: planta herbácea que alcanza entre 20 y 40 cm de altura, de tallos erguidos y ramificados, con pocas hojas divididas en lóbulos dentados. Los capítulos florales crecen en la parte superior del tallo, de manera aislada, de lígulas blancas y centro amarillo.

Partes utilizadas y principios activos: se utilizan las flores frescas o secas (que se pueden recolectar en primavera y verano, entre 3 y 4 veces). El activo más importante es su aceite esencial. La esencia contiene bisabolol, óxido de bisabolol, chamazuleno, farmeseno, linalol; flavonoides (apiginina y luteolina); cumarina y mucílagos.

Acción farmacológica: carminativa, antiespasmódica, antiinflamatoria, sedante, digestiva, depurativa, emenagoga, colagoga, desinfectante.

Utilización: por vía oral se utilizan en trastornos digestivos (espasmos gastrointestinales leves, estados inflamatorios, distensión epigástrica, flatulencia y náuseas) por sus efectos antiinflamatorio y espasmolítico. Aplicada externamente se usa para tratar inflamaciones de piel y mucosas, para resolver enfermedades cutáneas bacterianas (sirve para limpiar y tratar heridas) y en la zona anal y genital en forma de baños y pomadas. En cosmética se utiliza el aceite esencial en cremas, lociones y mascarillas para limpiar, desinfectar, regenerar y calmar la piel. También es muy conocida por realzar el color rubio de cabello. De la manzanilla además se obtienen licores.

Presentación y posología: se emplean productos preparados para el baño, infusiones y decocciones, tinturas, aceites esenciales, cremas, pomadas y lociones.

  •  Infusión: utilizar 30 grs (1 o dos cucharaditas) de flores secas por litro de agua. Verter el agua hirviendo sobre las flores, tapar, dejar reposar. Tomar de 3 a 4 tazas diarias entre comidas.
  • Compresas y gargarismos: con la infusión recién preparada, hacer gárgaras y enjuagues bucales o embeber una gasa en la infusión de manzanilla a temperatura natural o fresca, escurrir y aplicar sobre la zona afectada (para desinflamar los ojos va muy bien siempre que no sea conjuntivitis alérgica o fiebre del heno). 
  • Baño de asiento: se puede utilizar el aceite esencial para lesiones en la zona anal y genital. Verter unas dos gotas en el agua fría (aunque algunas personas se benefician más con agua caliente).

Precauciones:

  •  Tomada en grandes cantidades, la infusión puede producir náuseas e insomnio.
  • Puede provocar reacciones alérgicas en personas con sensibilidad conocida a esta planta o las de la familia de las plantas compuestas.
  • Raras veces se observa dermatitis de contacto que en caso de darse es por el uso de la planta seca.

> MÁS INFORMACIÓN: Propiedades de la Lavanda

Acerca de Andrea Saracco
Mi ámbito es el de las terapias naturales y alternativas. Masaje Californiano Esalen, Terapia Puntos gatillos, Terapias vibracionales y energética (Sintergética, Flores de Bach), Reiki, Estética no invasiva (mesoterapia virtual).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: