Propiedades de la Lavanda

El nomflor de lavandabre lavanda (o espliego) procede del latín lavare y se refiere al uso que hacían los romanos de esta aromática planta como producto en sus tan conocidos baños. Veamos la ficha técnica de esta infaltable planta en nuestro botiquín de fitoterapia.

Descripción botánica: semiarbusto de tallos gris-verdosos, leñosos y muy ramificados, puede alcanzar los 60 cm. Posee hojas alargadas y enrolladas en el borde con flores violetas. Florece en verano y se recolecta en julio-agosto (hemisferio norte).

Partes utilizadas y principios activos: en medicina se emplean las flores secas. Los principios activos usados en farmacología son los taninos, saponinas, ácidos como el caproico, rosmarínico, cumárico e isobutírico, aceite esencial que contiene ésteres y alcoholes terpénicos (linalol, geraniol y borneol).

Acción farmacológica: bactericida, antiséptica, cicatrizante, sedante suave, diurética, hipotensora, carmitativa, digestiva, espasmolítica.

Utilización: por vía oral se utiliza contra migrañas, irritabilidad, insomnio, enfermedades infecciosas, hipertensión, taquicardia, asma bronquial. Aplicada externamente se usa para tratar el reuma, en dermatosis, infecciones cutáneas benignas, heridas, quemaduras y trastornos del sueño. Es muy usada en perfumeria y cosmética en la fabricación de esencias, lociones y cremas. También se utilizan sus flores en la preparación de ciertos alimentos.

Presentación y posología: se emplean productos preparados para el baño, infusiones y decocciones, aceites esenciales, cremas, pomadas y lociones.

  • Infusión: verter 150 ml de agua hirviendo sobre 1-2 ct de flores, taparlas, dejarlas en reposo 10 min. y beberlas antes de dormir.
  • Aceite esencial: ingerir 1 a 4 gotas (se pueden colocar en un terrón de azúcar por ejemplo).
  • Baño: escaldar 100 g de flores secas con 2 l de agua, dejarlas en reposo 5 minutos. Colocarlas en la bañera y darse un baño de 20 minutos media hora o una hora antes de irse a dormir.

Precauciones:

  • A dosis altas es estupefaciente.
  • Se aconseja no aplicar por vía interna durante el embarazo, la lactancia y a niños menores de seis años.
  • Puede provocar reacciones alérgicas en raras ocasiones.
  • No se aconseja su uso interno para quienes padecen problemas gastrointestinales.


Anuncios